Pisos en Venta: Sobre el Precio Negociable y los Piratas Inmobiliarios.

piso-en-venta-alicante-pirata

A la hora de vender un piso en Alicante muchos propietarios y agencias inmobiliarias en Alicante añaden en sus anuncios la siguiente frase: precio negociable. ¿Por qué?

Antes de nada hemos de aclarar que no pretendemos herir las sensibilidades de nadie. Sé que muchos leerán este artículo y se sentirán aludidos ya que han utilizado esta ‘técnica’ para vender su piso o inmueble. Aclarando esto no cabe duda que no es una idea brillante dentro del sector inmobiliario el ofertar un inmueble añadiendo la palabra negociable. ¿Qué será lo que pretendemos negociar? ¿El precio? ¿Pero qué precio? Si ni siquiera saben cuál es el precio de la vivienda.

Estas son las posibles lecturas que realizan los compradores medianamente inteligentes cuando descubren un anuncio con estas dos palabras.

Posible lectura nº1 ante un piso en venta con un precio negociable.

Si a la hora de mostrarte la vivienda el propietario o el agente inmobiliario te ve cara de tonto o desesperado, entonces el precio del piso en venta son 100.000 €, en caso contrario será negociable. ¿Cómo que negociable? ¿Cuánto? Pues es dependerá del grado de tonto o desesperado que el agente perciba cuando me mire a la cara. Si le parezco muy desesperado el precio podrá bajar a 99.500€; pero si solo le parezco algo tonto seguramente me ofrezcan un precio de 95.000€ y me dirán que me están haciendo un favor.

Posible lectura nº2 ante un piso en venta con un precio negociable.

Claramente, ni el propietario de la vivienda ni el supuesto agente inmobiliario profesional tienen la más remota idea de cuánto vale el inmueble. Van colocando y bajando el precio como si se tratara de un anzuelo a ver lo que va picando con un precio que ni ellos mismos se creen ni conocen. Ni siquiera saben cómo vender un apartamento, ¿a quién quieren engañar?

Precio Negociable, lo bueno y lo malo en la venta inmobiliaria.

Lo único bueno que tienen estas dos palabras, al menos desde el punto de vista de un agente inmobiliario, es que de vez en cuando echamos unas risas. ¿Piso en venta por tres veces de lo que valen los inmuebles similares en esa zona, pero precio negociable? Ah bueno si es negociable entonces perfecto. En demasiadas ocasiones te das cuenta que hay mucha gente poco profesional que no tiene reparo en promocionar este hecho.

Lo malo de esta expresión es que aparece demasiado frecuentemente en los pisos en venta anunciados en los portales inmobiliarios o sitios de clasificados, lo que no aporta una buena imagen a los profesionales del sector inmobiliario. La máxima desfachatez es el poder encontrar viviendas en venta indicando que el precio es negociable sin que se muestre una cifra determinada, lo que constituye una verdadera estupidez.

En tan solo unos minutos visitando ofertas de piso en venta en Alicante estoy seguro que encontraremos algún anuncio con el típico 100.000 euros negociables. Si es un propietario el que utiliza esta expresión demuestra el habitual desconocimiento del sector inmobiliario. Ojo, nada que objetar aquí, no todos somos profesionales en todos los ámbitos, ni mucho menos.

El problema es que son demasiados los agentes inmobiliarios que entran al juego del precio negociable a la hora de vender una vivienda, lo que demuestra lo mucho que le queda por aprender en este sector.

El creer que un precio indicado como 100.000 euros negociables va a traer solicitudes de información cuando sabemos que su valor en el mercado es muy inferior (desgraciadamente situación muy, muy común) es como creer en Papá Noel. Esta expresión solo incita a llamar a los piratas y corsarios en busca de una víctima: “Quieren negociar, pues negociemos”.

piso-en-venta-alicante-piratas

¿Y cómo suele terminar este tipo de negociaciones? En unos piratas que saben más de lo que parece que acaban quedándose con el inmueble por un precio muy inferior del que se podría obtener. Estos propietarios y especialmente agentes inmobiliarios que creen ser grandes negociadores terminan en manos de negociadores con un Máster de Piratería Inmobiliaria en la Universidad de los Mares del Sur. Este es el perfil de solicitudes de información que obtendremos de este tipo de anuncios.

La peor gestión inmobiliaria, negociable eso sí.  Un ejemplo Real.

¿Crees que estoy exagerando? Ni mucho menos. He sido consciente del último caso sobre este tipo de negociaciones hace apenas unos días. Situación: Un chalet en venta en Alicante, en una lujosa urbanización. A apenas unos metros del jardín se encontraba cierto hoyo de un campo de golf, y unas vistas muy bonitas que se podían contemplar incluso desde la piscina.

Se asesoró al propietario que el valor del chalet podría estar entorno los 289.000-295.000 euros para conseguir la venta en un plazo de dos a seis meses. Por supuesto, llevando a cabo las acciones de marketing inmobiliario y promoción de la vivienda encaminados a conseguirlo.

Según hablaba con los propietarios cada varios meses vimos como el precio descendió de los 340.000 euros (cifra que querían inicialmente) hasta los 320.000, después los 320.000 euros negociables, los 300.000 negociables y finalmente lo 290.000 euros también negociables. Durante el camino solo recibirían ofertas muy por debajo de esos precios (incluso del 40/50% de los mismos) en busca del “precio negociable”. Y buena culpa de esto es de la falta de una estrategia para comercializar el chalet en venta correctamente, como una casa de esas características merece.

Finalmente, las prisas llevaron a los propietarios, por culpa de la edad y la salud, a aceptaron la mejor oferta que tenían hasta ese momento, de 235.000 euros.  Casi un 20% menos de lo que se valoró la vivienda tanto por nosotros como por otros agentes inmobiliarios de Alicante. ¿El propietario quería negociar? Toma negociación.

Desde luego los propietarios se ahorraron los honorarios de un servicio inmobiliario profesional, pero sin duda no fue la mejor manera de enfocar la venta. Los propietarios perdieron (o dejaron de ganar) una buena suma de dinero porque pensaron que 340.000 euro negociables era una excelente idea para atraer al comprador ideal.

Por esta misma razón, la palabra negociable acompañando al precio o por sí sola es la peor opción de marketing inmobiliario que te puedes encontrar.

¿Te ha resultado interesante este artículo? Quizás te pueda gustar el siguiente:  ¿Exclusiva al Vender mi Casa con una Agencia Inmobiliaria en Alicante? No, gracias.

Inmobiliaria Alicante | Agencia Inmobiliaria en Alicante Capital.